Luz azul y bipolaridad

De acuerdo con un artículo publicado en el Newsweek, un estudio llevado a cabo gracias a la colaboración de la Universidad de Bergen y el Hospital Valen en Noruega, se han obtenido resultados concluyentes sobre el tema que tratamos en este artículo.

Este estudio fue realizado por el Doctor Tone Henriksen con 23 pacientes con bipolaridad. En un periodo de una semana, 12 individuos llevaron puestas unas gafas con filtro para bloquear la luz azul, mientras que los otros 11 pacientes no las llevaron. No se hizo ningún otro cambio en su forma de vida ni en su medicación. La Escala de calificación de Manía Juvenil, que ha sido diseñada para medir el comportamiento maníaco, se aplicó tras este período a los pacientes que habían llevado las gafas. Los resultados llegaron a ser de 14 puntos por debajo de los sujetos que no habían llevado las gafas.

Para entender un poco mejor lo que este descubrimiento significa hemos de saber que 14 puntos en la escala mencionada suponen más del doble de lo que es considerado por los profesionales como una “diferencia clínica significativa”. Sin embargo, el dato a destacar de este estudio está en saber que los efectos de la luz – especialmente de la luz azul – han incrementado, lo que nos demuestra la importancia de protegernos de la misma. En Gunnar nos esforzamos por avanzar cada vez más y conseguir así ofrecerte una mejor protección contra la fatiga visual. Nos sentimos muy afortunados de saber los beneficios que GUNNAR podrían suponer a las personas que padecen este trastorno.

Sin embargo los efectos de la luz azul afectan a todo el mundo, a pesar de que no a todos por igual. Si quieres saber más acerca de lo perjudicial que pueden resultar para tu vista y para tu salud en general los efectos de la luz azul, y sobretodo aprender a defenderte de ellos, visita este link.